CHEVROLET NEW TRACKER TURBO

Sin temor a equivocarnos la tercera generación del  Chevrolet Tracker Turbo es el mejor fabricado hasta el momento y no lo decimos por esnobismo, sino porque conjuga evolución mecánica, excelente comodidad, el más avanzado paquete de seguridad y lo último en conectividad. 

Mostrado en 2013 con un motor atmosférico de 1,8 litros, el sport utility Tracker recibió un refrescamiento a partir de 2017 que permaneció hasta fines del controvertido 2020 cuando “una alineación de astros coincidió” para presentar un producto totalmente renovado y a un atractivo precio para competir con éxito en el demandante mercado de SUV que va de 25.999 a 29.999 dólares.

Durante 250 kilómetros condujimos la versión Premier que es el más equipado y para probar sus capacidades nos dirigimos al volcán Cotopaxi, que a principios de noviembre estuvo particularmente despejado, lo que nos permitió mantener abierto el techo panorámico, mientras disfrutábamos de una imagen digna del fondo de pantalla de nuestro móvil, iPad o computadora.

Ya en carretera, nos percatamos de algunas comodidades de conducción que ofrece el All New Tracker Turbo como sensor de punto ciego en cada uno de los retrovisores, pantalla en el cluster que nos avisa que nos aproximamos al vehículo que nos precede y hasta alerta automática de frenado de emergencia, que al acercarnos demasiado se activa. Entre el desvío a Tambillo, tras dejar la avenida Simón Bolívar, hasta la curva de Santa Rosa utilizamos el control de velocidad crucero, evidenciando la recuperación en caso de descensos no muy pronunciados. También atestiguamos los sensores de luz y lluvia que posee, así como las seis bolsas de aire en caso de accidente.

En vez de utilizar la tradicional entrada por Romerillos, fuimos a Machachi y por un empedrado y estrecho camino subimos a Bellavista de El Pedregal, a 3 315 metros sobre el nivel del mar y de allí hasta el ingreso norte del coloso. A lo largo del recorrido el piso fue deteriorándose, pero ya sea que subiéramos sobre lastre o evadiendo huecos causados por las piedras desprendidas, el motor turbo alimentado de 1,2 litros que empieza a trabajar debajo de las 2 000 revoluciones por minuto, nunca dejó de empujar y a pesar de que en determinados momentos le hacíamos caer a la aguja del tacómetro, bastaba un pequeño acelerón para recuperar vueltas y a las 5 000 realizar el cambio de marcha para extraer los 130 caballos de potencia máxima que ofrece.

Considerando que el Chevrolet All New Tracker Turbo tiene un par motor de 190 Nm, no debemos esperar el comportamiento agresivo en piedra y la rápida aceleración de una camioneta turbo alimentada a diésel con el doble de cubicaje y torque, sin embargo, su respuesta en caminos destapados y empinados es suficiente, tratándose de un vehículo familiar con suficiente distancia piso-carrocería, al punto que en ninguna parte del trayecto experimentamos roces, tal vez por los neumáticos de 17 pulgadas que calza el Premier, embellecidos por aros bitono.

Ya en ciudad, sobre piso asfaltado y aprovechando de la comodidad que brinda la caja automática, descubrimos más atributos que solo tiene la versión Premier, como el útil sistema de estacionamiento semi-automático que convierte a la operación de parquear en un momento de conexión con el futuro, la tranquilidad que ofrece el asistente de frenado en pendientes (HAC), el sorprendente sistema de luz auxiliar para incrementar la visibilidad en la noche al girar en curvas y al llegar a casa, saber que las ventanas se subirán automáticamente una vez que cerremos las puertas.

Para demostrar que está a tono con los tiempos donde la tecnología manda, la tercera generación del Chevrolet Tracker Turbo abre la puerta sin necesidad de introducir la llave. En su interior encontraremos el radio MyLink de 8 pulgadas con aplicación Android Auto & Apple Car Play más función Auto Streaming y WiFi para conectar hasta siete dispositivos electrónicos, doce veces más estable que en un teléfono móvil normal. Y por si fuera poco, dispone de cargador inalámbrico, botón de encendido y hasta tapicería simil cuero tipo Premium.

En conclusión, el Chevrolet All New Tracker Turbo se ha superado.