EVIJA: PRIMER AUTOMÓVIL ELÉCTRICO DE LOTUS

El Lotus Evija 2020 es un hypercar eléctrico que se presentó en julio de 2019, aunque desde entonces ha pasado por un programa intenso de pruebas con vistas a una fabricación durante el 2020. Su precio parte de los 1.5 millones de libras esterlinas, que al cambio son 1.7 millones de euros y 1.8 millones de dólares. Su producción está limitada a 130 unidades y todas vendidas de antemano.
El Evija es el primer automóvil eléctrico de la firma británica y cuando esté operativo rivalizará con modelos del calibre del Pininfarina Battista, el Aspark Owl y el Rimac C_Two.
El poderosos deportivo mide 4.459 milímetros de longitud, 2 metros de ancho y 1.112 milímetros de altura, con un peso de 1.680 kilos. Un peso muy ligero para un eléctrico, gracias a un chasis que es una pieza única de fibra de carbono que incluye la cabina y los anclajes de los bastidores delantero y posterior. La parte inferior del mismo ha sido moldeada como un difusor, sin necesidad de piezas añadidas. 
Contribuyen a su aerodinámica unas impresionantes tomas de aire laterales que van más allá de la simple refrigeración para buscar el deseado efecto Venturi. El alerón trasero es móvil e inteligente, y cuenta con sistema DRS. 
El Evija usa llantas de 20 pulgadas en el tren delantero y 21 pulgadas en el trasero, en ambos casos con discos carbocerámicos de AP Racing y neumáticos Pirelli Trofeo R. Las suspensiones son de competición y la dirección, electrohidráulica. 
En abril de 2020, la marca ha hecho público el configurador del Evija, que muestra a los clientes a través de una pantalla táctil. Nos permite apreciar el auto en toda su gloria en las múltiples opciones de personalización que ofrece la marca. 
De hecho, para individualizar la experiencia, cada automóvil se entregará con un libro editado con imágenes del proceso de ensamblaje de esa unidad en cuestión, a fin de que el propietario tenga en valor su última adquisición.
El interior del Lotus Evija es el propio de un vehículo de altas prestaciones. Esto se materializa en asientos de carbono, un volante inspirado en la competición y un panel de instrumentos minimalista que antepone lo pragmático a lo vistoso. Sí llama poderosamente la atención la abundancia de comandos físicos en la consola central, que parece ir en contra de la tendencia general de la industria.
Cuenta con cuatro motores eléctricos, uno en cada rueda. Cada uno entrega 500 caballos de potencia, de modo que combinados alcanzan los 2.000 caballos de potencia. El par motor se sitúa en los 1.700 Newton metro. Lotus promete una aceleración de 0 a 100 kilómetros/hora en menos de tres segundos, una velocidad punta superior a los 320 kilómetros/hora y un      0-300 en menos de nueve segundos. 
Su batería de iones de litio tiene capacidad para 70 kilovatios hora. La marca promete una autonomía de 400 kilómetros en ciclo WLTP, toda una hazaña para una batería tan pequeña. Aun así, esa cifra previsiblemente decrecerá en caso de aplicar una conducción deportiva.El Lotus Evija será compatible con un súpercargador de 800 kilovatios, de modo que los propietarios más impacientes podrán recargar las baterías en apenas 8 minutos. En caso de tener un cargador de 350 kilovatios, el automóvil pasará del 0% al 80% en 12 minutos.